Lunes, 24 de Junio de 2024
  
24/06/2024 17:32:48
Política
Cuando no se quiere entender
Compartir en Facebook    Compartir este artículo en Twitter    Compartir este artículo en WhatsApp    Imprimir esta nota
Martes, 23 de septiembre de 2008

Por Zapukay
La disputa entre el gobierno municipal, el bloque del PJ y la Fundación Vida y Esperanza, al tergiversar las palabras del Concejal Fontana (PJ), revela la intencionalidad política de Vischi al pretender usar el prestigio de la ONG, poniendo de manifiesto la incapacidad de manejar un Centro de Salud por parte de la comuna.


Desde hace una semana se da en los medios la disputa entre la Fundación Vida y Esperanza y los dichos del Concejal peronista Walter Fontana referente a la administración del CAPS Nº 2, donde la Fundación administra servicios que la misma presta, análisis, rayos, etc..
Como dice el refrán “no hay mas sordo que el que no quiere oír”, y esto es lo que esta sucediendo en esta cuestión, en la sesión de la semana pasada el Concejal Fontana requiere informes del por que la Fundación tiene que administrar los fondos derivados de los servicios que presta en un edificio municipal, y el porque no lo puede hacer el municipio. Esta simple pregunta generó un sin fin de entredichos entre los concejales que responden al Intendente Vischi, los miembros de la Fundación y el edil pejotista.
El gobierno municipal y la fundación se sintieron “agraviados” por la pregunta, cuando en ningún momento la intención era esa, tal lo expresado hasta el hartazgo por Fontana en diferentes medios, el mismo avalaba la tarea de la Fundación en pos de la salud de Paso de los Libres, y ponía de relieve la honestidad y capacidad del Presidente de la Fundación “Cuca” Cusanelli, poniendo de manifiesto de esta forma que quien no cuenta con la capacidad para administrar la salud de la población es el propio municipio, esa es la razón de la pregunta del Concejal para que Vischi informe cual es el motivo por el cual la administración de ese centro de salud municipal debe estar en manos de la ONG y no de la comuna, aunque después la comuna derive todos los fondos recaudados para que la entidad realice las inversiones en dicho centro.
Desde las huestes oficialistas y de la mano de la Concejal Griselda Alegre, dado que sus pares de bancada distan mucho de coordinar cualquier defensa del Intendente, se dio un embate contra Fontana tergiversando todos sus dichos, además la misma concejal admitía que la comuna no cuenta con los medios necesarios para brindar los servicios que brinda la Fundación, situación que no dista mucho de la realidad dada la incapacidad para concretar acciones necesarias para la población por parte de esta administración, pero nada decía sobre el porque de la administración por fuera del municipio.
En idéntico sentido se manifestaron miembros de la Fundación, asumiendo como si los dichos del Dr. Fontana eran críticos y malintencionados con respecto a la entidad y sus miembros, nada mas lejos de la realidad y del análisis frío de las palabras vertidas en la sesión, por eso no hay mas sordo que el que no quiere oir.
Sobre la Fundación nada se puede decir, ojala hubieran mas organizaciones de esa naturaleza, al igual que los Bomberos Voluntarios o la Cooperadora del Hospital, lo mismo de sus miembros, nadie en esta ciudad puede cuestionar a “Cuca” Cusanelli, de una honestidad probada, es por eso que llama la atención de la defensa cerrada por parte de los concejales radicales hacia el accionar de esta entidad que no necesita necesariamente que nadie la defienda, esa sería la razón por la cual se presume que lamentablemente la cuestión es netamente política para el Intendente Vischi y sus acólitos.
Es un secreto a voces que “Peteco” lo llamó a “Cuca” para que lo acompañe en las próximas elecciones, ya sea como Vice Intendente o como Concejal, dada justamente la personalidad y honestidad de Cusanelli, una persona respetada por todos, que ayudaría a compensar las serias presunciones de corruptela dentro de la municipalidad.
A pesar que Cusanelli manifiesta, actualmente, su decisión de no participar en política, debemos tener en cuenta que falta poco mas de un año para las elecciones, en ese tiempo pueden pasar muchas cosas, lo que queda en claro para gran parte de la población que el prestigio ganado por la Fundación Vida y Esperanza y sus miembros quiere ser usado políticamente por Vischi.
Queda de manifiesto, después de esta polémica, la intencionalidad política de la cuestión y además nadie desde el gobierno municipal salió a contestar la pregunta de Fontana, “el municipio no puede administrar el CAPS Nº 2, que lo tiene que hacer la Fundación?”, contestación sencilla por cierto, pero que de contestarse pondría sobre el tapete la incapacidad municipal para administrar los bienes comunales.
Pero esta situación de desligarse de responsabilidades no es nueva en esta gestión, ya se tercerizo el mantenimiento del alumbrado público, el mantenimiento de las plazas y paseos, la recolección de basura, la distribución de facturas, el control del tránsito en la ruta 117, la construcción de cordones cuneta, entre otras, es decir que no llamaría la atención que tampoco pueda administrar un centro de salud y que derive la responsabilidad de un área tan crítica e importante como es la salud, haciendo la salvedad para no crear malas interpretaciones que al hablar de administración no se cuestiona la idoneidad, honestidad y actitud de servicio de quienes trabajan en el lugar.
Queda en claro entonces que nadie tuvo la intención de criticar a la Fundación, y si que es incuestionable la intención del uso de la integridad y prestigio de la misma en aras de intereses políticos partidarios por parte del Intendente Vischi.


Martes, 23 de septiembre de 2008

Copyright ©2008
Surcorrentino.com.ar
Todos los derechos reservados

DESARROLADO POR:
www.chamigonet.com.ar