Miércoles, 17 de Julio de 2024
  
17/07/2024 17:46:36
Política
El PP ganó las elecciones pero el PSOE tendría con aliados más bancas para formar Gobierno
Compartir en Facebook    Compartir este artículo en Twitter    Compartir este artículo en WhatsApp    Imprimir esta nota
Lunes, 24 de julio de 2023

Madrid (24-7-23): Los populares obtuvieron 136 de las 350 bancas totales del Congreso de los Diputados, seguido por los socialistas, con 122 Los resultados marcan un crecimiento inédito popular, pero ni siquiera en alianza con Vox llegan a la mayoría absoluta, el PSOE debería aliarse a casi todas las formaciones nacionalistas para lograr ese mismo objetivo.

El Partido Popular (PP), conservador y opositor, se impuso en las elecciones generales de este domingo en España, pero lejos de la mayoría absoluta del Congreso de los Diputados, según los cómputos oficiales, por lo que quedó en una paridad relativa con el Partido Socialista (PSOE) gobernante, en un escenario abierto con respecto a cuál de los dos estará en mejor condición de encabezar, necesariamente con aliados, el próximo gobierno.

El PP obtenía 136 de las 350 bancas totales del Congreso de los Diputados, seguido por el PSOE, con 122, cuando se había contado 99,94% de las mesas, informó el Ministerio del Interior en su página web.

Los resultados marcan un crecimiento inédito del PP, que cuenta en el parlamento actual con 89 bancas, y por el lado del PSOE un leve crecimiento de dos nuevas bancas.

La nota la dio el partido de extrema derecha Vox, que tuvo un marcado descenso, ya que perdió 19 escaños.

Vox, potencial aliado del PP -aunque líderes de ambos partidos negaron una eventual alianza-, se ubicaba tercero, con 33 bancas, y Sumar, el principal aliado del PSOE y parte del Gobierno, obtenía 31.

Los votantes renovaron las dos cámaras del Parlamento. El Congreso de los Diputados (cámara baja) elige al presidente del gobierno.

España tiene una forma de gobierno parlamentaria, así que ejerce el poder el partido o la alianza de partidos que logre mayoría en Diputados, es decir, que al menos 176 bancas en una primera votación apoyen una candidatura.

Por lo general, la agrupación más votada es la primera en tener la oportunidad de formar Gobierno. De lo contrario, podrían ir a una segunda votación 48 horas más tarde y quien obtenga mayoría simple (más votos a favor que negativos) se alzará con el gobierno.

YOLANDA DÍAZ PROMETIÓ GESTIONES PARA “GARANTIZAR” LA CONTINUIDAD DEL GOBIERNO SOCIALISTA
La vicepresidenta del gobierno español Yolanda Díaz afirmó este domingo, tras las elecciones generales, que “desde mañana mismo” dialogará con “todas las fuerzas progresistas” a fin de “garantizar” la continuidad de la actual administración.

“A partir de mañana tenemos que seguir ganando derechos y nos comprometemos a seguir haciéndolo: más derechos para las mujeres, las personas LGTBI y los trabajadores”, dijo Díaz, líder del partido Sumar, aliado del Partido Socialista (PSOE) gobernante.

“Desde mañana mismo me pongo a dialogar con todas las fuerzas progresistas de nuestro país para garantizar el gobierno en España”, agregó, según el diario madrileño El País.

Sumar resultó tercero en las elecciones para el Congreso de Diputados, para el que obtuvo 31 bancas, según el escrutinio oficial.

Los comicios fueron ganador por el Partido Popular (PP, conservador) opositor, pero lejos de alcanzar la mayoría propia de la cámara baja, incluso con alianzas.

“Había mucha gente preocupada y hoy van a dormir más tranquilos; hemos ganado, hoy tenemos un país mejor”, añadió Díaz.




Al finalizar el conteo, el canal estatal RTVE estimó que el oficialismo podría reunir 172 bancas en caso de lograr que, además de Sumar, lo apoyen, como se prevé, espacios como Esquerra Republicana (ERC) que obtuvo siete escaños; EH Bildu que se quedó con seis; Euzko Alderdi Jeltzalea - Partido Nacionalista Vasco (EAJ-PNV), con cinco asientos, y el Bloque Nacionalista Galego (BNG), con una banca. En ese caso, quedaría por debajo de la mayoría absoluta necesaria.

Al respecto, cuando el conteo había superado 90% de las mesas, la candidata del partido independentista catalán Junts, Miriam Nogueras, advirtió: "Nosotros no haremos presidente a (el actual jefe del gobierno) Pedro Sánchez a cambio de nada".

De acuerdo con varios análisis, los siete escaños que se adjudicaba Junts eran claves para que Sánchez pudiera alcanzar la mayoría absoluta y retener el gobierno en una primera votación.

Sin embargo, en un escenario de segunda votación, a Sánchez le alcanzaría con el apoyo que estimó RTVE pese a la abstención de Junts.

La indefinición tras los comicios se reflejó en las declaraciones de los líderes de los dos partidos más votados: mientras Sánchez, sonriente, dijo que las opciones de derecha fracasaron y sugirió su continuidad en el gobierno, el presidente del PP, Alberto Núñez Feijóo, reclamó la administración para el partido más votado -que fue el suyo- y pidió que no se bloquee la designación, lo que obligaría a nuevas elecciones, como ya sucedió en 2019.




“Hace unas semanas convoqué las elecciones anticipadas porque creía que teníamos una sociedad que decidía qué rumbo tomar: o un rumbo de avance o de retroceso; España ha sido clara, el bloque involucionista que planteaba una derogación total de todos los avances que hemos logrado estos cuatro años ha fracasado”, afirmó Sánchez.

"Hay que escuchar a los españoles, han querido que el PP ganara las elecciones, nos corresponde formar gobierno, como siempre ha ocurrido en la democracia española; ojalá que España no se bloquee", dijo Núñez Feijóo.

En tanto, el líder de Vox, Santiago Abascal, admitió la posibilidad de que Sánchez permanezca al frente del gobierno.

“Quiero señalar lo que es una mala noticia para muchos españoles: Pedro Sánchez, aun perdiendo las elecciones, puede bloquear una investidura, y, peor aún, Pedro Sánchez podría incluso ser investido con el apoyo del comunismo, del independentismo golpista y del terrorismo”, dijo.

Pese al intenso calor en medio del verano en Europa, la participación alcanzó a 70,40% del padrón, lo que representaba 4,17 puntos porcentuales más que en los comicios de 2019.

ABASCAL RECONOCIÓ QUE SÁNCHEZ "PODRÍA INCLUSO SER INVESTIDO" NUEVAMENTE EN ESPAÑA
El presidente del partido de extrema derecha Vox, Santiago Abascal, celebró que esa fuerza haya quedado en tercer lugar en las elecciones generales de este domingo en España, pero reconoció que el resultado abre la posibilidad de que el presidente del Gobierno, el socialista Pedro Sánchez, permanezca en el cargo.

“Quiero señalar lo que es una mala noticia para muchos españoles: Pedro Sánchez, aun perdiendo las elecciones, puede bloquear una investidura, y, peor aún, Pedro Sánchez podría incluso ser investido con el apoyo del comunismo, del independentismo golpista y del terrorismo”, dijo Abascal en la sede del partido en Madrid.

“Vamos a resistir, estamos preparados tanto para hacer oposición como para una repetición electoral”, afirmó.

Abascal habló en Madrid a la prensa con un gesto de preocupación ya que su espacio, si bien quedó en tercer lugar, perdió 19 escaños en el Congreso de los Diputados.

“Quiero felicitar al señor (Alberto Núñez) Feijóo como ganador de las elecciones”, dijo Abascal sobre la victoria del Partido Popular (PP).

Abascal también criticó las encuestas que daban un margen mayor para el bloque de derecha y ultraderecha y a los medios de comunicación.

“Hemos estado toda la campaña alertando sobre el peligro de unas encuestas claramente manipuladas y que han llevado a algunos a vender la piel del oso antes de cazarla”, dijo sobre los sondeos que daban mayoría a la suma de PP y Vox, informó el diario español El País.

“Hemos visto a los medios afines al PP apelando de una manera burda al voto útil y perjudicando la suma. Les hemos visto contribuyendo a la demonización de Vox”, agregó.

A su vez, Abascal destacó que “Vox es el único partido en España que se ve obligado a hacer campaña bajo la violencia".

"Esta vez ha habido menos violencia, pero sí mucha más manipulación ejercida desde casi todos los medios”, denunció.

Vox obtuvo 33 escaños, 19 diputados menos respecto a las elecciones de noviembre de 2019, cuando obtuvieron los 52 que integraron el Congreso de Diputados saliente.



Casi 2,5 millones de personas optaron por el voto por correo, una cifra récord. Estaban habilitados para votar 37,5 millones de ciudadanos en total.

Sánchez, en el poder desde 2018, anticipó las elecciones luego de que el PSOE y su socio de coalición, la agrupación de izquierda Unidas Podemos -ahora reconvertida en Sumar-, sufrieran una dura derrota en comicios locales y regionales en mayo.

La mayoría de los sondeos previos mostraron al PP, que ganó las elecciones subnacionales de mayo, con la mayor intención de voto, aunque necesitando probablemente al partido de extrema derecha Vox para formar Gobierno.

Una coalición entre el PP y Vox implicaría un retorno de la extrema derecha al Gobierno de España por primera vez desde que el país hizo su transición a la democracia tras la muerte del dictador Francisco Franco luego de casi 40 años en el poder, en 1975.

También daría un firme giro a la derecha en otro país de la Unión Europea (UE), siguiendo una tendencia vista ya recientemente en Suecia, Finlandia e Italia.

Países como Alemania y Francia están preocupados por lo que este viraje podría significar para las políticas inmigratorias y climáticas del bloque europeo.

El PSOE y Unidas Podemos, de centroizquierda e izquierda, respectivamente, son pro-UE. En el bando de la derecha, el PP es europeísta, pero Vox se opone a lo que describe como interferencia de la UE en España.

Vox, además, cuestiona la noción de violencia de género, es escéptico frente al cambio climático, abiertamente antiaborto y rechaza el movimiento LGTBI.

Los comicios llegan en momentos en que España ejerce la presidencia temporal de la UE.

Desde 1982, el PSOE y el PP ocuparon alternativamente el Gobierno de España, con mayoría absoluta o con el apoyo externo de otros grupos políticos menores, y con el otro partido como principal opositor.

El Gobierno saliente de Sánchez es el primero de coalición desde el retorno a la democracia.

El PSOE y un nuevo movimiento llamado Sumar que incluye a 15 partidos de izquierda, liderado por Díaz, la única mujer entre los cuatro principales candidatos.

Tras las elecciones de mayo, PP y Vox pactaron gobiernos locales y regionales.

Lunes, 24 de julio de 2023

Copyright ©2008
Surcorrentino.com.ar
Todos los derechos reservados

DESARROLADO POR:
www.chamigonet.com.ar